Skip to content

¿Por qué las distros Linux no traen incoporado el soporte multimedia?

20/agosto/2008

Formatos multimediaUna de las primeras críticas que se realizan contra cualquier distro Linux es la falta de soporte para los formatos multimedia propietarios. Estás críticas surgen de alguien, que ha realizado una evaluación ligera y apresurada de alguna distribución, al no poder reproducir sus archivos de audio mp3 o vídeos en formatos wmv, avi, real player, reproducción de dvd, etc., y también al desconocimiento de ciertos aspectos legales.

Pero primero conozcamos que son los formatos cerrados.

¿Qué son los Formatos Propietarios?

Un formato propietario o cerrado es un formato de archivo protegido por una patente o derechos de autor. Tales restricciones típicamente intentan prevenir la ingeniería inversa, el cobro de su utilización, además del control de la propiedad. Si la información es almacenada en un formato propietario que solamente el proveedor del software conoce, el usuario puede “poseer” la información, pero no tiene otra manera de utilizarla excepto al usar el software del proveedor. Si el usuario no puede utilizarlo pero el fabricante del software sí puede, ellos tienen prácticamente el control de la información del usuario. Se produce la “dependencia del proveedor”.

Los formatos propietarios son controlados y definidos por intereses privados.

La cara opuesta: Los Formatos Abiertos

Lo contrario a un formato propietario es un formato abierto el cual no impone restricciones al usuario final. Un formato abierto es una especificación para almacenar datos digitales, publicada y patrocinada, habitualmente, por una organización de estándares abiertos, y libre de restricciones legales de uso. Un formato abierto debe poder ser implementable por programas propietarios o libres, usando las licencias típicas de cada uno. La meta fundamental de los formatos abiertos es garantizar el acceso a largo plazo a los datos almacenados.

Los formatos abiertos son un subconjunto de los estándares abiertos.

Soporte Multimedia en Linux

Después de leer las diferencias entre formatos propietarios y formatos abiertos, se puede entender el motivo de la no inclusión de los codecs necesarios para la reproducción de formatos cerrados dentro de cada distribución Linux. Al estar protegidos por patentes, pueden generar problemas legales por su distribución, además del cobro de licencias.

Pero que no vengan incluidos en la distro no significa que no puedan ser instalados, ya que cada distribución tiene sus repositorios “extras” para agregar el soporte multimedia faltante, ya que los codecs son implementaciones completamente libres e independientes que pueden ser utilizados sin problemas. También, existen distribuciones que vienen con todo incluido, como Mint y Sabayon Linux.

Sin embargo, lo que se debe considerar aquí es más un asunto de principios y de ética: ¿porqué utilizar los formatos mp3 o wmv si los formato ogg Vorbis y theora son completamente libres y superiores?

Las principales distribuciones de Linux han tomado una decisión sumamente clara, con una ética sumamente precisa: no ayudar a los monopolios que se generan a partir de las patentes de software y apoyar en cambio a los formatos libres.

El usuario que quiera utilizar estos formatos cerrados puede hacerlo sin problemas, instalando los paquetes necesarios desde los repositorios adicionales: Existen muchas guías que explican como instalarlos en cada distribución.

La pregunta es ¿realmente hace falta? ¿es correcto?

Enlaces:

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: